Mbappé le sopló a su arquero la dirección de un penal rival en el sufrido empate a último minuto del PSG

El conjunto Parisino empató con un autogol y celebró la igualdad a último minuto en la Ligue 1.

Hoy se dio inicio a una nueva fecha del fútbol en Francia y casi se instaló la sorpresa. El Saint-Étienne tuvo todo para ganar al PSG, pero gracias a un autogol al último minuto, los Parisinos salvaron el partido e igualaron a un tanto en la Ligue 1.

Todo comenzó mal para los de Paris. Cabella, tras una serie de rebotes en el área chica, puso el 1-0 con solo tocar el balón a boca de jarro. De ahí PSG buscó y buscó para lograr el empate, pero no pasó nada hasta el minuto 90 de partido.

Durante el partido ocurrió un hecho bastante curioso y anegdótico. Penal a favor del Saint-Étienne y Mbappé le sopló apuntándole con el dedo dónde iba el balón. Cuento corto, Areola se guió por la señal de su compañero y tapó el penal.

A los 91' llegó un centro por el sector derecho y Debuchy convirtió de forma increíble un autogol y el 1-1 definitivo entre Saint-Étienne y el PSG.

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

La Pizarra de RedGol junto al profe John Armijo