Mauricio Isla se equivocó bastante feo en mal empate del Fenerbahce, que no pudo escaparse en el liderato

El Huaso fue el villano de la jornada en el 1-1 de su equipo en la visita al Konyaspor por la SúperLiga. Un pase atrás de muy mala forma le permitió al local quedarse con la ventaja parcial totalmente inmerecida.

Mauricio Isla fue titular y jugó hasta los 85’ el duelo en el empate 1-1 del Fenerbahce en su visita al Konyaspor, en un duelo válido por la 17° fecha de la SúperLiga de Turquía. Se jugó en el Konya Büyükşehir Belediye.

Isla no tuvo demasiado trabajo durante el duelo, principalmente porque el Fenerbahce estuvo gran parte del partido en área rival. Durante grandes pasajes del partido Isla completó una línea defensiva de dos hombres y mantuvo su vocación más defensiva que ofensiva. El problema llegó a los 58’  cuando tras un saque de banda dio un pésimo pase al centro de la zaga que fue robado por Omer Ali Sahiner que abrió la cuenta en una de las pocas que tuvo su equipo que igualmente había marcado bastante bien.

El Fenerbahce se desesperó porque si vencía se escapaba dos puntos en el liderato y consiguió el empate  a punta de esfuerzo a los 69’. Tras eso siguió buscando en ofensiva el desnivel y sacó a Isla por el delantero Fernandao, quien ingresó a apoyar en el área. Dificilmente pueda pensarse que la modificación a los 85’  fue un castigo para el referente chileno, que igualmente tuvo que hacer grandes desplazamientos y se notaba algo cansado y poco efectivo en la ofensiva.

El Fenerbahce igualó al Estambul en la primera posición con 33 unidades, pero con un duelo disputado más. El Galatasaray, que jugará el domingo ante Goztepe, tiene 32 y podría quedar arriba de su máximo rival. El Besiktas de Gary que igualó, quedó 4° con 30.

El Huasito Isla aún tiene un duelo más este 2017 ante el Intanbulspor el 27 de diciembre  por la Copa de Turquía, llave que tendrá su revancha en el debut del 2018 el 15 de enero.

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

La Pizarra de RedGol junto al profe John Armijo