Universidad Católica volvió a los abrazos este domingo en San Carlos de Apoquindo, derrotando por un abultado 3-0 a O'Higgins en el marco de la duodécima jornada del Campeonato Nacional. Los Cruzados son líderes del certamen y van a por el ansiado tetracampeonato.

Los precordilleranos sufrieron un duro golpe a mitad de semana, despidiéndose de la Copa Libertadores tras quedar eliminados frente a Palmeiras de Brasil. Sin embargo, en la UC saltaron a la cancha decididos a dar vuelta la página y retomar las buenas sensaciones en el plano local.

Germán Lanaro abrió la cuenta a los 50', José Pedro Fuenzalida alargó las cifras a los 78' y Felipe Gutiérrez cerró la goleada a los 86' para darle a la franja los tres puntos y retomar la cima de la tabla.

De esta manera, la Católica se reengancha en uno de los principales objetivos trazados a inicios de la temporada: conseguir el cuarto título al hilo en el torneo chileno. 

"Nosotros veníamos jugando muchas competiciones, no es fácil. Tenemos mala suerte con algunos lesionados, pero sabíamos que con circunstancias normales este equipo tiene calidad. Era un partido clave y respondieron. Nos vamos satisfechos", dijo Gustavo Poyet.

El DT charrúa añadió en rueda de prensa que "es lo que me pidió el club, el tetracampeonato. El segundo era mejorar internacional, que por suerte se logró. El tercero fue la Supercopa, que vino bien".

"Ahora nos enfocamos en el número uno y para eso hay que estar arriba todo el tiempo", complementó el estratega charrúa.

Además, Gustavo Poyet se refirió al tanto de Germán Lanaro, que acabó con 522 minutos de sequía goleadora"Habíamos hablado que como no habíamos hecho goles, si entraba uno saldrían tres o cuatro y eso le dije. El vestuario está contento hoy".

Con el triunfo ante O'Higgins en la fecha 12, Universidad Católica escaló hasta la cima de la tabla del Campeonato Nacional con 22 puntos, desplazando a Audax Italiano al segundo escalón con 21 unidades.