Universidad de Chile analiza lentamente el mercado de pases, a un día de que el plantel profesional vuelva a los entrenamientos en el Centro Deportivo Azul, donde, por ahora, no habrá caras nuevas en el retorno de las vacaciones.

Un nombre que llena de esperanzas a los hinchas azules es el de Matías Sepúlveda, que hace tiempo es seguido por la U, especialmente por el técnico Mauricio Pellegrino.

La jugada

Si bien saben que es muy difícil levantar al jugador, con contrato vigente en Audax Italiano, teniendo en cuenta los pocos recursos con que cuentan en la U para este mercado de pases, surge una alternativa.

En Universidad de Chile no se quieren apurar, teniendo en cuenta que a Sepúlveda le quedan seis meses de contrato, por lo que si no lo pueden amarrar en este mercado de pases, intentarán en seis meses más.

Pero hay una jugada que estaba oculta, que fue revelada por el periodista de TNT Sports, Marcelo Díaz, que deja abierta la opción de un cambio de equipo en el mes de junio.

“Ahora le quedan seis meses de contrato y podría rescindir su vínculo con Audax y llegar a Universidad de Chile”, destacó el reportero en su despacho.

Dificultades

Tres son los nombres nuevos que puede llevar cada equipo a sus instituciones, pero con el especial cuidado de respetar el cupo de extranjeros, que en Universidad de Chile está completo.

Nery Domínguez, Emmanuel Ojeda, Federico Mateos, Cristián Palacios y Leandro Fernández, son los cinco jugadores que tiene la U que vienen desde fuera del país, por lo que, de no lograr mover a uno de ellos, su mercado se achica.

Esto, porque ante este panorama, la U sólo puede contratar jugadores nacionales, donde buscan que estén libres o con el pase en su poder, lo que dificulta aún más las conversaciones.