Lionel Messi comandó a la selección de Argentina en su ajustada, histórica y violenta victoria sobre Brasil por la sexta fecha de las Eliminatorias Sudamericanas rumbo al Mundial 2026. Y tras el pitazo final mostró toda su furia.

1-0 venció la Albiceleste con gol de Nicolás Otamendi para que la Verdeamarela perdiera su legendario invicto de 65 partidos, desde 1954, sin caer en condición de local. Pese a eso, la violencia se robó todas las miradas y la Pulga enfureció.

El árbitro chileno Piero Maza estuvo encargado de impartir justicia en el mítico Estadio Maracaná, pero el duelo no pudo comenzar a la hora programada ya que los hinchas argentinos y la policía brasileña se enfrascaron en una ruda pelea.

Todo comenzó con pleitos entre ambas barras, ya que estaban todos revueltos en las galerías, pero la agresividad desmedida de los agentes policiales del país de la samba desató la indignación del elenco dirigido por Lionel Scaloni. Así, una vez se materializó el iracundo triunfo el capitán argentino sacó la voz.

“Pudo haber pasado una desgracia”

Tras el pitazo final de Piero Maza en el Maracaná, Messi atendió a los periodistas al costado del terreno de juego. Al ser consultado por la polémica situación con los fanáticos trasandinos, Lionel se mostró muy molesto.

Así, de entrada el histórico futbolista de 36 años nacido en Rosario expone que se sentían “mal, obviamente que mal porque veíamos como le estaban pegando a la gente desde el himno“.

“La policía, como pasó en la final de la Libertadores, otra vez reprimiendo a la gente con los palos y habían jugadores que tenían a sus familias ahí“, añadió Lionel Messi para dar más detalles sobre la controversia.

Así, detalla que “uno piensa en las familias y toda la gente que está ahí y no sabe bien lo que está pasando, y bueno al final están más pendientes de eso que de jugar un partido que llegado a ese punto es secundario“.

Messi también fue consultado sobre la decisión de irse al vestuario junto a sus compañeros, y se tomó el tiempo de explicar por qué lo hicieron.

Hicimos eso porque era la manera de que se tranquilice todo un poco. Nosotros estábamos ahí y desde abajo no podíamos hacer mucho y veíamos como le pegaban a la gente y los tiraban para atrás”, disparó el “10”.

Así, finaliza exponiendo que “podría haber pasado una desgracia, por eso cuando se calmó un poco todo decidimos ir para adentro, preguntar cómo estaban los familiares y la gente que estaba ahí, averiguar un poco todo y después de eso salimos”.

¿Cuándo vuelve a jugar Argentina?

Recién en septiembre de 2024 será el próximo partido de la selección de Argentina por las Eliminatorias Sudamericanas rumbo al Mundial 2026. ¿Su rival? Chile. ¿Cuándo y dónde? El 5 de septiembre, pero aún no hay horario definido, y el duelo se jugará con los campeones del mundo en condición de local.

Toda la actualidad del fútbol chileno e internacional en la palma de tu mano. Sigue el grupo de WhatsApp de Redgol y encuéntranos también en Google News.