Arturo Vidal ha tenido muy pocas chances de ser titular en el Inter durante esta temporada. En Champions League fue de la partida contra el Sheriff en los dos partidos, mientras que en la Serie A solamente ha sido del arranque en una ocasión, ante el Torino.

Si bien Simone Inzaghi lo tiene considerado como un relevo permanente, eso no tiene conforme al King, que con su mentalidad ganadora siempre quiere estar entre los titulares de su equipo.

Por eso la oportunidad que se le puede presentar en Copa Italia es muy importante. En la prensa de ese país se afirma que el técnico les dará descanso a muchos jugadores que han tenido un gran desgaste y planea cinco cambios, lo que le abre las puertas a Vidal para ser de la partida ante el Empoli.

El encuentro será este jueves a las 17 horas de Chile, válido por los octavos de final de este torneo. Ahí no podrá jugar Marcelo Brozovic, quien está suspendido. Además, la Gazzetta dello Sport asegura que "en el centro del campo, además de Brozo, podría descansar otro titular entre Barella y Calhanoglu". 

Agregan que "la lógica sería la primera, ya demasiado exprimida, pero para Inzaghi sería una fuerte renuncia ante las pocas alternativas disponibles". De esta manera, las chances para Vidal aumentan.

La Gazzetta agrega que "entre Vidal y Gagliardini deberá haber un reemplazo", asegurando que el italiano tiene menos chances de aparecer que el formado en Colo Colo.

Además, Vidal no viajará a Sudamérica a jugar eliminatorias, debido a la suspensión que pesa sobre él tras haber sido expulsado ante Ecuador. Una buena oportunidad en su club, pues podrá entrenar con normalidad de cara a los desafíos en el Inter.