El regreso de Gary Medel a Universidad Católica parece cada vez más distante. Como que los buenos deseos del Pitbull y los dirigentes se evaporaran en el aire de Bologna, la ciudad que hoy acoge al mundialista chileno y que se ha convertido en su hogar. Desde su presentación hace casi cuatro años, Gary definitivamente encontró su lugar.

Así lo reconoce el jugador que suma 150 partidos en la selección chilena en una extensa entrevista concedida al Corriere dello Sport. "Mi familia y yo nos queremos quedar aquí. Quiero jugar en el Bologna hasta los cuarenta años", sentencia el bicampeón de América, hoy con 35 años y pieza clave en el conjunto rossoblú.

De todas formas, Medel asume que todavía hay que conversar. "A cierta edad, se negocia de una temporada a la vez. Sigo igual: viejo, pero nunca me rindo", advierte en medio de una temporada en la que se perderá los próximos partidos por una molestia en el cuádricep. La sintió contra Atalanta, pero jugó igual ante Lazio y se resintió.

Medel: "Quiero llevar a Bologna a competencias europeas"
 

Hay cosas que Gary Medel definitivamente no tranza. "Entreno aunque sienta dolor, eso no cambia. Quizás necesite un día más de recuperación, pero me ayuda la tecnología. Tengo una cámara hiperbárica en el departamento de mi suegra y me meto máximo dos horas. No sé qué hace, pero me ayuda. Cuando salgo, me siento mejor", asegura el chileno.

Tampoco su anhelo con el Bologna. "Quiero llevar al equipo a competencias europeas. No es sólo una ambición, es mi deseo. Se lo merece la ciudad. No sé qué falta, pero está el objetivo y depende de todos: el club, los jugadores... todo. ¿Más inversión? También, quizás, pero no depende de mí", asume el Pitbull.

 

 

La clasificación a un torneo internacional "cambiaría todo", según Medel. "Para los jugadores, los hinchas, el club, la ciudad. Bologna lleva veinte años sin jugar una copa, sería una dimensión completamente distinta", complementa con la esperanza abierta de que en la presente temporada se rompa el tabú.

Bologna jugó competencias internacionales por última vez en 2002, cuando quedó a la deriva en la Copa Intertoto. Anteriormente disputó la Copa de Europa (actual Champions League), la Copa de la UEFA (hoy Europa League) y la Recopa de Europa. En la presente campaña, el conjunto felsineo marcha undécimo.