La selección chilena tendrá todas las miradas puestas en Arturo Vidal, uno de los llamados a marcar diferencias en la trascendental visita de la Roja a Paraguay esta noche, por la fecha 13 de las Eliminatorias Sudamericanas para el Mundial de Qatar 2022.

Pero hay uno que sólo tendrá ojos para el King. Se trata de Gabriel Suazo, el capitán de Colo Colo que fue citado de emergencia para el doblete clasificatorio de noviembre, y que mantiene hace quince años una profunda admiración por el mediocampista de Inter de Milán.

La imagen de Vidal y Suazo en 2006, cuando Vidal tenía 19 años y Suazo sólo 9, en una de las canchas de entrenamiento del estadio Monumental, se viralizó cuando ambos compartieron terreno de juego por primera vez, en un amistoso entre Chile y Burkina Faso en 2017.

Fue el día en que Suazo debutó oficialmente por la Roja, aunque ya había sido sparring en el equipo que fue a la Copa América Centenario y se preparaba con el plantel que representaría a Chile en la Copa de las Confederaciones de Rusia 2017.

Así lo expresó Suazo en entrevista con La Cuarta en hace cuatro años. "¿Quién es mi espejo? Arturo Vidal. O sea, me tocó compartir con él en el camarín y es un líder para todos los que llegan ahí", reconocía el actual capitán de Colo Colo.

"Es tremendo, se mata por nuestra selección y hace lo imposible para poder jugar. Fue a un Mundial con una pierna, se recuperó en 25 días y es un ejemplo de vida", subrayaba el zurdo reconvertido de interior a lateral izquierdo.

Y aunque el King convivió con la polémica por su comportamiento, Suazo le entrega el clóset completo. "Obvio que me dolió lo que se ha dicho de él, porque es una tremenda persona, sacó a su familia adelante y luchó por darle sustento", expresaba.

"Creció sin un padre, el cual yo afortunadamente tuve, y aún así salió adelante. Muchos otros se quedaron o se los comió la calle y yo tuve la suerte de conocerlo un poco más ahora en la selección", valoraba Gaby.