Depredador: La Presa en inglés es simplemente Prey, lo que significa un gigantesco cambio para el foco que ha tenido desde siempre la franquicia. La visión creativa se ha mantenido  apuntando al alienígena, por eso la frescura que trae consigo esta precuela es un fuerte enfoque en el rol y experiencia que tiene precisamente quien está siendo cazada

Ambientada hace 300 años en la Nación Comanche, Prey es la historia de Naru, una joven guerrera, feroz y altamente hábil, que se crió a la sombra de algunos de los cazadores más legendarios que deambulan por las Grandes Llanuras.

Cuando el peligro amenaza su campamento, se dispone a proteger a su gente. La presa a la que acecha y, en última instancia, se enfrenta, resulta ser un depredador alienígena evolucionado con un arsenal técnicamente avanzado, lo que deriva en un enfrentamiento cruel y aterrador entre los dos adversarios.

La película cuenta con un elenco compuesto en gran medida por talentos nativos y de las Primeras Naciones, incluidos Amber Midthunder (The Ice Road, Legion), la debutante Dakota Beavers, Stormee Kipp (Sooyii), Michelle Zorzal (The Journey Home) y Julian Black Antelope (Tribal).

Depredador: La Presa | ¿Por qué cambió el título de la franquicia?

Los secretos tras la nueva entrega con el alienígena fueron expuestas por la mente maestra tras todo el proyecto, el director Dan Trachtenberg, en una conferencia de prensa a la que tuvo acceso RedCarpet de RedGol.

La decisión sobre el cambio de nombre, según Trachtenberg, partió cuando "envié por correo electrónico el pitch de esto a un ejecutivo en 20th Century. Y fue en ese tono inicial en gran parte porque sabía que estaban metidos en la preparación o producción de la última película de Depredador".

"Esto se sentía como una idea demasiado buena para aferrarse a ella. Sentí como sería si en el fondo pudiese presentarles el proyecto casi como si fuese Star Wars en la época de la trilogía original, y luego proyectaran todo el resto de las ramificaciones", explicó el cineasta.

A eso se suma, continuó el director, que "luego pensé, Prey tiene exactamente el mismo doble significado que Predator. Así que el título puede funcionar tan bien como Depredador. Eso mientras sigue siendo un título en sí, en el sentido de que se estructura como una película en solitario".

Trachtenberg resaltó que "esa ha sido siempre mi forma de pensar frente a remakes, adaptaciones o secuelas, o simplemente para hacer una buena película que se defienda en su propia ley".

"Y luego, añades todos los enlaces de franquicia que van en ella y sólo la hace aún mejor, porque no depende únicamente de ser parte del universo AvP para ser una buena película.
Eso es lo que esperaba que pudiera ser"
, puntualizó el director.

Depredador: La Presa tiene su debut programado para este viernes 5 de agosto en Star+.