El fútbol europeo vuelve con todo y uno de los primeros torneos en iniciar es La Liga de España. Esta edición contará con la participación de tres chilenos, los que buscarán alcanzar el título ante gigantes como Real Madrid y Barcelona.

Claudio Bravo, Ben Brereton Díaz y Tomás Alarcón son, hasta ahora, los representantes de nuestro país en el certamen. Eso mientras se define lo que pasará con Alexis Sánchez, quien en los últimos días ha sonado con fuerza en el Barça.

Claudio Bravo en Betis, Ben Brereton en Villarreal y Tomás Alarcón en Cádiz

Este viernes arranca la nueva temporada de La Liga de España, donde habrá tres chilenos haciendo patria. De hecho, el torneo tendrá un enfrentamiento entre dos jugadores de la selección chilena en un partido que promete.

Claudio Bravo es el primero de los representantes de nuestro país en el torneo. El arquero de 40 años sigue agrandando su leyenda y vivirá una nueva temporada junto al Real Betis de Manuel Pellegrini, donde espera hacer una mejor campaña que la del año pasado.

Al arquero se suma Ben Brereton Díaz, quien dio el gran salto en su carrera y firmó con el Villarreal. El delantero vivirá su primera experiencia en Primera División de la mano del Submarino Amarillo, que espera repita lo hecho con la camiseta del Blackburn Rovers.

FInalmente está Tomás Alarcón, quien luego de su paso por el Real Zaragoza regresó al Cádiz. El volante intentará ganarse una camiseta dentro del plantel y así seguir en la élite de Europa, aunque no la tendrá fácil. Su técnico lo descartó de los planes, por lo que quedará saber si finalmente partirá o se mantendrá.

En la primera fecha, Real Betis y Villarreal se verán las caras en un duelo que enfrentará a Claudio Bravo y Ben Brereton Díaz. Por su parte, el elenco del ex O’Higgins chocará con el Alavés. En dicho club también hay un chileno, Sebastián Pino, pero jugando en el equipo B.

La Liga está lista para una nueva temporada, donde gigantes como Real Madrid y Barcelona buscarán ser protagonistas. A ellos se sumará la legión chilena, que no baja los brazos para dar el gran golpe.