El fútbol está de luto. Andreas Brehme, campeón y héroe de Alemania en el Mundial de Italia 1990, murió a los 63 años tras sufrir un infarto cardiaco.

“Con profundo dolor comunico en nombre de mi familia que mi compañero Andreas Brehme murió inesperadamente de un paro cardíaco. Pedimos en estos momentos difíciles que se respete nuestra esfera privad”, declaró en un comunicado su pareja, Susanne Schaefer.

Brehme fue responsable directo del tercer título mundial de Alemania en Italia 1990. El defensor convirtió el penal que le dio el triunfo a los germanos en la final ante la Argentina de Diego Armando Maradona.

El lateral izquierdo sorprendió disparando de derecha el cobro (generalmente le pegaba con la zurda), sacando un remate imposible para el portero Sergio Goicoechea. Ese gol, anotado a los 85 minutos de juego, fue definitorio para el triunfo germano en Italia.

Rudi Völler, uno de sus colegas en la selección alemana en la cita de Italia 1990, señaló a los canales oficiales del combinado germano que “no lo puedo creer en absoluto. La noticia de la repentina muerte de Andreas me entristece muchísimo. Andy era nuestro héroe del Mundial, pero aún para mí es mucho más: él fue mi amigo íntimo y compañero hasta el día de hoy”.

“Extrañaré su maravillosa alegría de vivir. Mis pensamientos están ahora con sus supervivientes, sus amigos y, especialmente, con sus dos hijos. Les deseo a todos mucha fuerza”, concluyó el ex delantero.

A nivel de clubes el defensor también celebró bastante, ya que fue campeón alemán con Bayern Múnich en 1987 y con Kaiserslautern en 1998, donde además ganó la Copa de Alemania en 1996. También se quedó con la Copa de la UEFA con Inter de Milán en 1991.

Toda la actualidad del fútbol chileno e internacional en la palma de tu mano. Sigue el grupo de WhatsApp de Redgol y encuéntranos también en Google News.