En un hecho insólito, Emiliano Vecchio recuerda una anécdota que sucedió en el año 2012 cuando vestía la camiseta de Unión Española por el Campeonato Nacional, donde no tuvo mejor idea que inventar la muerte de su hermano para ir a casarse a Argentina.

Como a los mentirosos siempre se los pilla, en esa oportunidad el cuerpo técnico de José Luis Sierra olfatearon el brindis, la fiesta, el lanzamiento del ramo de flores, donde faltaba solo La Sonora de Tommy Rey para completar la historia.

Es lo que recuerda ahora el propio Vecchio, que en el canal argentino TyC, revive la anécdota que le costó un fuerte castigo de parte de la dirigencia hispana:  "¿Qué hay de cierto que fingiste la muerte de un hermano?", le consultaron.

"Esa fue bravísima. Organizo el casamiento, no tenía un centavo. Me prestaron la plata. Pago el casamiento. Tarjeta y todo. 160 personas. Me la jugué toda, pagada como en cinco años. El técnico me dijo que en esa fecha yo no me podía ir porque teníamos un partido complicado. En Unión Española, con el Coto Sierra, mi papá", comienza explicando Vecchio.

Casi 10 años después la historia se recuerda entre risas, pero en su momento fue un momento duro en Unión Española, entendiendo que comunicó la muerte de un familiar cercano.

"La juventud es una enfermedad que se cura con el tiempo. No tuve mejor idea que decir que se había muerto mi hermano más grande; Jesús, lo maté. Era como más creíble. Pero me descubrieron y me dejaron en castigo como un mes y medio o dos meses", detalla el actual jugador de Rosario Central.

Si bien en esa oportunidad tuvo que dar explicaciones al Coto y sus compañeros, Vecchio revela que su hermano, sin querer protagonista de la historia, también le preguntó por la situación y por escogerlo como protagonista de una historia.

"Me dice mi hermano, 'pero hijo de p..., cómo me vas a matar a mi'. Yo le digo cómo te llamás vos. 'Jesús'. Bueno, resucitaste a los tres días", finaliza.