Como un verdadero ídolo fue recibido Alexis Sánchez en el Olympique de Marsella, donde los hinchas llegaron en masa a recibirlo al aeropuerto, generando una gran expectativa en Francia en su nueva aventura.

Un recibimiento que llenó de energía al tocopillano en el comienzo de su nueva temporada en Europa, donde será una de las figuras más importantes de su nuevo equipo.

"Muy feliz, me sorprendieron, creo que aman a este club se ve una pasión y espero demostrar en el campo de juego lo mió y hacerlo de la mejor forma. En lo físico me he estado entrenado en Milán con el Inter, estoy bien, me falta ajustar algunos detalles de jugar fútbol, de tener más contacto con el balón, pero físicamente me siento bien", comentó

En ese sentido, aseguró que no fue una sorpresa lo bien que lo han tratado en las pocas horas que lleva en el club, porque cuenta que siempre lo han tratado bien fuera del país. Eso sí, tiró un palito a los hinchas chilenos por el trato que le dan lejos de las fronteras nacionales.

"El recibimiento de ayer fue algo lindo, fuera de Chile siempre me han tratado bien. Uno nunca es ídolo en su país, a veces el chileno es así. Siempre queremos lo de afuera. Me siento muy querido por la gente del extranjero. Son cosas lindas que llegan en el momento, eso te llena de orgullo y te hace dimensionarlo", destaca.

 

 

Por lo mismo, aseguró que todo ha sido tan rápido que no ha podido sentarse a disfrutar por completo su nuevo paso, donde incluso recuerda que Mauricio Isla que estuvo en el club alguna vez le habló muy bien del club.

"No me he podido comunicar con Isla, pero me comentó hace tiempo que estaba feliz, que le gustó la ciudad y el equipo. no he tenido tiempo para ver redes, he tenido un día lleno de fotos y cosas por acá y allá, no he tenido tiempo para pensar, solo quiero entrenar con el equipo y jugar", finaliza.