Universidad Católica no lo pasa bien este segundo semestre. Le cuesta mucho poder derrotar a sus adversarios, donde apenas ha conseguido dos triunfos en la segunda rueda de la mano de Ariel Holan. Y a esos problemas se le suma que el DT está asustado por la parte física de algunos futbolistas.

En la previa del duelo ante O'Higgins, que se jugará este jueves en San Carlos de Apoquindo, Holan señaló que los refuerzos que llegaron para esta segunda parte del año deben ser tratados con pinzas para evitar alguna lesión.

En ese sentido, comentó el estratega que "con Isla, Dituro, Kagelmacher y Aued (quien no jugó el primer semestre por un problema cardíaco) hay que tener mucho cuidado en la recuperación pospartido, por el riesgo de las cargas sucesivas a las que ellos no estaban siendo sometidos".

A ellos se les suma César Pinares, quien para el DT "es un caso un poco más complejo", explicando que "necesita elevación de las cargas y el volumen del trabajo progresivo".

Valoró eso sí que ante Everton en Sausalito, donde llovió muchísimo, "pudo completar más minutos de los que venía haciendo en una cancha muy pesada. Si él está recuperado, ojalá pueda terminar los 90′. Tendremos que ir evaluando".

Pinares espera ponerse a punto para la recta final del torneo (Agencia Uno)

Pinares espera ponerse a punto para la recta final del torneo (Agencia Uno)

Para el duelo de este jueves la UC recupera a José Pedro Fuenzalida, uno de los baluartes del elenco de la Franja en el último tiempo y que ante los Oro y Cielo debió ver el arranque del partido desde la banca, justamente por molestias física.