Eduardo Vargas parecía estar muy cerca de dejar el Atlético Mineiro tras meses alejado de los festejos, y su bajo nivel hacía que nacieran dudas sobre su continuidad. Sin embargo, el delantero chileno le dio vuelta a la tortilla y poco a poco se reencuentra con su mejor nivel. Este 20 de noviembre está de cumpleaños, por lo que al soplar las velas uno podría tender a imaginarse los deseos que pedirá.

Turboman cumple 33 años, y entre varios logros de su carrera destacan ser el único chileno en el top cinco de máximos goleadores de la Copa América, ubicándose quinto con 14 tantos en 21 partidos, y ser el segundo goleador histórico de la selección chilena con 40 anotaciones. Así, su principal deseo será ganarse a su nuevo entrenador para soñar con volver al combinado nacional.

Su gran deseo: volver a la Roja

Tras la salida del viejo Cuca de la banca, el cuadro Galo anunció el fichaje de Eduardo Coudet para tomar su puesto y, con eso, llega una nueva oportunidad para que el oriundo de Renca se gane al técnico entrante. Para eso será clave que continúe en alza con su nivel, donde ha marcado algunos goles este último tiempo.

Edu Vargas no lo pasó muy bien recientemente e integraba la lista de los que dejarían el elenco brasileño al finalizar la temporada, pero sus últimas buenas actuaciones terminaron por convencer a Cuca de dejarlo. Eso sí, ahora fue despedido y tendrá que convencer al "Chacho", donde además mirará de reojo un gran objetivo: volver a la Roja.

El ex Universidad de Chile lleva largo tiempo sin ser convocado y no ha recibido nominaciones en la era de Eduardo Berizzo al mando del Equipo de Todos. Por eso, en caso de ganarse la confianza de Coudet y tener un buen rendimiento en el Mineiro, por qué no ilusionarse con volver a ser nominado para defender la camiseta nacional.