arrow_downward
Claudio Borghi fue campeón del mundo con Argentina en 1986
Selección argentina

Claudio Borghi: "Lo mejor es que Argentina quede fuera y empezar un proyecto desde cero"

El Bichi hizo una profunda crítica del cuadro albiceleste, que se juega gran parte de su futuro en la Copa América esta noche cuando se enfrente a Paraguay por la segunda fecha del Grupo B.

escrito por
Nicolás Olea M.

Claudio Borghi fue campeón del mundo con Argentina en 1986

Claudio Borghi fue campeón del mundo con Argentina en 1986 (Foto: Instagram)

El campeón del mundo con Argentina en 1986, Claudio Borghi, criticó a Albiceleste y aseguró que "si las cosas se hacen mal, es mejor quedar fuera en primera ronda", en la antesala del duelo de hoy ante Paraguay, por la segunda fecha del Grupo B de la Copa América (20:30 horas).

Argentina comenzó con derrota 2-0 ante Colombia y todos los dardos apuntan al técnico interino del seleccionado, Lionel Scaloni, que reemplazó a Jorge Sampaoli después del fracaso en el Mundial de Rusia.

Por eso Borghi espera que haya definiciones. "Para triunfar en la vida no hay nada más aconsejable que fracasar. Si Argentina juega mal, lo mejor es que quede afuera y comenzar de cero, con un proyecto", explicó el Bichi en Súper Deportivo Radio.

El ex técnico de la selección chilena asume que "ahora pasa que el mayor culpable de lo sucedido es el entrenador. Es evidentemente responsable, pero no necesariamente es el culpable de todo lo que está pasando".

"Hoy hay una dirigencia que se guía más por las críticas de la prensa y el público y hace cambios inmediatos de entrenadores. No mencionan al que necesitan, sino al más popular para callar críticas, y eso trae muchas consecuencias", analizó el ex DT de Chile.

Finalmente, Borghi estableció que "Argentina sigue teniendo inconvenientes, como el hecho de tener grandes jugadores, pero no un equipo para sostener esa clase de juego. Habrá que trabajar para no ser tan buenos en forma individual y plasmarlo de manera colectiva".

Temas

Comentarios


Lee También