Deportes Antofagasta tiene una complicada lucha por salir de la temida zona de descenso. Los nortinos no pudieron sacar ventaja en su casa y se complicaron ante Curicó Unido, rescatando solo un punto en la fecha 25 del Campeonato Nacional.

La igualdad los dejó en el penúltimo lugar de la tabla de posiciones con 23 puntos, a solo tres unidades de distancia del colista absoluto, Coquimbo Unido. Y no solo fue complicada por el resultado, sino porque los dejó en riesgo de perder a su entrenador por varias fechas.

En el Calvo y Bascuñán, Javier Torrente protagonizó una serie de reclamos por los que finalmente debió ganarse la tarjeta roja. Cuando apenas corrían los 28 minutos de partido, el entrenador terminó por cansar al árbitro Julio Bascuñán y se ganó la expulsión. 

Cobras cualquier cosa, sos un hijo de mil putas", fue la respuesta del entrenador puma, que debió retirarse de su banco para ver el resto del partido desde las tribunas del recinto deportivo. 

Y que ahora queda a la espera de una determinación del Tribunal de Disciplina de la ANFP por su castigo. Uno cae en un momento complicado para el elenco del norte, que tiene cinco partidos para salir en búsqueda de un repunte definitivo que los aleje del fondo de la tabla.

Además de afrontar la Copa Chile, los pumas cerarrán la temporada con cinco partidos durante recta final del Campeonato Nacional: deberán enfrentar a Huachipato, Palestino, Unión Española, Everton y cerrar todo con Universidad Católica.