Universidad de Chile está cumpliendo una aceptable temporada. Luego de pasarla mal los últimos años, la llegada de Mauricio Pellegrino permitió encontrar una estabilidad en el juego que tienen a los azules peleando en la parte de arriba de la tabla de posiciones.

A pesar de este inicio positivo en el primer tercio del torneo, el DT del Bulla nota algunas falencias en su escuadra por lo que está en permanente contacto con Manuel Mayo, el gerente deportivo, para ir visualizando incorporaciones para la segunda rueda.

En este aspecto, las nuevas bases del campeonato le dan pie a los azules de poder contratar a cualquier jugador del fútbol chileno, sin importar los minutos que haya disputado. Y ahí es donde asoma un mediocampista que le interesa mucho al entrenador trasandino.

Según indica Bolavip se trata de Matías Sepúlveda, quien juega en Audax Italiano y ha tenido una destacada participación en el elenco de colonia, tanto en el torneo como en la llave ante la UC por Copa Sudamericana, donde fue una de las figuras del partido.

De vocación ofensiva, destaca por su pegada y buena técnica. De hecho en O'Higgins, su club formador, fue apodado Tucu por la similitud en su juego con Pedro Pablo Hernández, jugador que llegó al fútbol europeo y a la selección chilena.

El gusto de Pellegrino por este jugador empezó en un amistoso que disputaron los itálicos con los azules en el verano, durante la pretemporada. Ahí encontró que se trataba de un futbolista que se podía potenciar, lo que refrendó observando a Sepúlveda en el campeonato.