Esteban Paredes lanzó un mensaje de tranquilidad para los colocolinos frente al presente de su equipo. En conversación con LUN, el goleador histórico del fútbol chileno aclaró sus pasos antes del retiro y puso a Colo Colo en primer lugar.

"Me retiro en Colo Colo, el tiempo dirá si termino bien a fin de año, si quiero seguir jugando así, me siento en plenitud. Si no, tomar la mejor decisión y ver mi emprendimiento", sentenció el delantero albo.

El Tanque no quiso dar detalles de qué se trata esta opción, aunque tiene que ver con el equipo del que es propietario, San Antonio Unido. "Hablamos siempre porque aparte tenemos un emprendimiento para el otro año, que no diré para no mufar", explicó.

La opción de haberse retirado cuando alcanzó el récord histórico de goles en Primera División, parece más sensata ahora. Vino el estallido social, el término anticipado del campeonato y ahora se cumplirán cuatro meses sin fútbol por el coronavirus.

"La Jenny (su esposa) me dijo que debía haberme retirado, pero uno lleva tantos años en el fútbol -como 21, más cadetes- que es complicado. Pero no me arrepiento de no haber dejado el fútbol el año pasado, porque todavía puedo seguir jugando, me siento bien", advierte.

"(Ella decía) que había cumplido lo que busqué en los últimos años. Era su reflexión, yo le di mis motivos y me apoya en todo. Ahora, por todo lo que está pasando, si hubiese tenido una bolita de cristal, me hubiese retirado el año pasado, jajajá", puntualizó el atacante.

Paredes reconoce que el momento le ha traído desgaste sicológico. "Algunos días me levanto y digo 'qué hago, para dónde voy', porque no puedo ir a ninguna parte. 'Qué puedo hacer para despejar la mente', me digo", reconoce el ariete.

"Y me pongo a correr un rato y entreno. Estoy más flaco. He bajado como tres kilos. Pero todos los días es lo mismo y digo 'cuándo pasará esto'. Quiero entrenar, quiero ir al camarín, quiero jugar. Bueno, son muchas las emociones que pasan por la cabeza", completa.