A las 11 de la mañana se reunirá el Consejo de Presidentes a analizar el tema de los seis extranjeros en cancha. A tres días de que inicie el Campeonato Nacional, aún existe incertidumbre por la movilización del Sifup.

Son 11 los votos a favor de que solamente jueguen cinco foráneos por partido los que necesita reunir la ANFP. En la última votación hubo 10 clubes que aprobaron la moción, debido a que Audax Italiano, La Calera y Everton suffragaron en contra. La U, Ñublense y Huachipato, se abstuvieron.

Lo cierto es que para hoy el escenario parece diferente. Sobre todo con Universidad de Chile, club que incluso fue este martes hasta el Estadio Nacional a inspeccionar el recinto junto a las autoridades para jugar el domingo contra Cobresal. Todo indica que habrá voltereta de los azules.

El lobby de Milad

El voto de la U el as bajo la manga que tiene Pablo Milad para poder sortear el entuerto del cupo de extranjeros que tiene en vilo el inicio del torneo y que significaría un duro golpe para su gestión.

Pablo Milad es un hombre que busca acuerdos en la ANFP. Por eso en los últimos días se ha encargado de conversar y explicar a los clubes de lo perjudicial que sería para la industria el escenario de una paralización.

De hecho Everton es otro de los clubes que ha sido más receptivo a esta medida conciliadora, en la que si bien podrán haber 6 extranjeros en el plantel, solamente cinco podrán estar en cancha.

Lo cierto es que en Quilín confían que podrán destrabar el complicado momento que vivieron con la aprobación de un cupo más para los extranjeros, lo que permitirá iniciar sin problemas el certamen 2024.