A menos de una semana de que comience la Eurocopa, el mercado del fútbol se mueve lentamente en el Viejo Continente. Y entre los equipos que deben aportar novedades, se encuentra el Inter de Milán en un sitial privilegiado.

El último campeón italiano, que cuenta con la presencia de los chilenos Arturo Vidal y Alexis Sánchez en la plantilla, decidió la llegada de Simone Inzaghi como entrenador, en lugar de Antonio Conte. Y a partir de ese punto se prevén numerosos cambios en la rosa.

El análisis de la prensa italiana incluye a los dos jugadores nacionales especialmente apuntados por sus elevados contratos, en contraposición con la idea de la dirigencia interista de reducir los costos del plantel en un 15 por ciento para la próxima temporada.

Alexis pactó en 2020 un ingreso de 7 millones de euros por dos temporadas. Y ya se comenta la posibilidad de que el Niño Maravilla estire su vínculo hasta 2023, pero por el mismo ingreso. Es decir, dividir el monto por dos años nuevos.

Amparado con esta idea se encuentra el hecho de que Inzaghi le habría dado el visto bueno a la permanencia del ex ariete de Manchester United, Arsenal y Barcelona en el Inter, ya que es partidario de un reemplazo de nivel para la posición de mediapunta o segundo delantero.

Sin embargo, la situación de Arturo Vidal no es tan ventajosa. El King llegó de la mano de Antonio Conte, quien lo había dirigido en los años dorados de la Juventus en la década pasada y esperaba contar nuevamente con uno de sus regalones.

La situación no es similar tras la llegada de Inzaghi, y en especial después del cierre de la temporada por parte del Rey Arturo, que se perdió los últimos dos meses producto de una operación de meniscos en la rodilla.

En esta condición, el Inter analiza la posibilidad de liberarse del segundo año de contrato del King, que representa un costo de 6,5 millones de euros, aprovechando las garantías de un mediocampo en el que hoy cuenta con interesantes alternativas.

A esto se suma la necesidad que tiene Inzaghi de potenciar las bandas en el elenco interista, ya que tanto en la derecha (Achraf Hakimi) como en la izquierda (Ashley Young) podría sumar bajas de cuidado para la próxima campaña.

De esta manera, la convivencia de los dos chilenos en el Inter pasará por un momento crucial antes del inicio de la nueva campaña. Un misterio que resolverá el siempre apasionante mercado europeo, esta vez con especial protagonismo de los chilenos.