Tomás González se acerca al retiro. El gimnasta nacional, medallista en tres Juegos Panamericanos y cuarto lugar en Londres 2012, comentó al programa Juego Textual -el que se emitirá durante este martes- que se encuentra agotado y que desde Tokio 2020 viene pensando en dejar la competencia.

"Estoy cansado física y emocionalmente. Es súper duro el alto rendimiento, sobre todo en un país como éste, y siento que logré todo lo que me propuse, incluso más. Estoy tranquilo, lo estoy evaluando, no es definitivo aún, pero estoy barajando el retiro", comentó el gimnasta, quien ya había adelantado que los Juegos Olímpicos disputados en Japón serían sus últimos.

"Yo no podía entrenar las horas que tenía que entrenar, y una semana antes me dijeron que iba a Tokio. Logré competir bien, pero sabía que era muy difícil que me metiera a finales como en los Juegos Olímpicos anteriores. Decidí regalarme estos Juegos Olímpicos e irme despidiendo de la gimnasia. Me he tomado un año para ir bajando las revoluciones", explicó.

Además, González ahondó en lo que ha sido su carrera y reveló que sufrió abuso psicológico por parte de uno de sus entrenadores. "En algún momento me llegaron gritos y malas palabras. Sufrí maltrato psicológico. Uno se siente pésimo en el minuto, sientes que te lo mereces", confesó.

"Me hizo mucho daño. Llegó un punto en que entraba al gimnasio y me daba cuenta de que estaba con el estómago apretadísimo, y todos los días sentía eso al tener que enfrentar a esta persona", agregó.