Gustavo Costas está a unos pocos meses de tener su primera oportunidad en un banquillo de selección nacional al ser confirmado, hace un par de semanas, que será el nuevo técnico de Bolivia justo cuando termine su andar con Palestino al que dirigirá hasta el final del actual Campeonato Nacional.

Pero su trabajo con los altiplánicos ya arranca de manera formal pues durante este viernes tiene programado su viaje a La Paz, a donde saldrá muy temprano, aproximadamente a las 4:00 horas de Chile, para acudir a su presentación en el cargo para el que ya tiene un acuerdo total con la federación del país vecino.

El estratega argentino aprovechará estos días en los que no debe preparar partido del conjunto árabe, que ya quedó eliminado de Copa Chile, y que su próximo encuentro será el siguiente fin de semana cuando reciban, el sábado 27 de agosto, a Curicó Unido buscando seguir en la parte alta de la tabla de posiciones.

Si bien Costas había manifestado su intención de centrarse en Palestino durante este tiempo, las autoridades del fútbol boliviana esperan negociar con el club para que pueda encargarse del seleccionado durante la fecha FIFA de septiembre aunque necesitarán el visto bueno de la institución chilena.

"Hoy mi cabeza está acá. En estos dos meses y medio que quedan, el objetivo es tratar de llevar a Palestino lo más alto posible", dijo Costas tras el duelo de la semana pasada ante Colo Colo pero, entre tanto, aprovechará estos días sin compromisos para tener su primer contacto con su futuro trabajo.