La demolición del estadio San Carlos de Apoquindo, para construir el nuevo recinto deportivo de cara a principios de 2024, no solo afectó al primer equipo masculino de Universidad Católica. En el caso de su rama femenina, que ocasionalmente jugaba en la cancha principal, tampoco podrán hacerlo en las canchas alternas.

Debido a las construcciones que afectarán al recinto durante el próximo año y medio, a partir de la fecha 3 del Campeonato Femenino 2022 las Cruzadas tendrán que jugar en otra parte. El fin de semana del 25 de septiembre se disputará la tercera jornada del torneo y la UC enfrentará a Palestino. ¿Dónde? No en San Carlos.

Según explicó Helaine de Grange, subgerenta del fútbol femenino de la UC, a RedGol Fem, aún continúan en negociaciones, pero todo apunta a que el estadio Santiago Bueras de Maipú será la nueva casa de Universidad Católica Femenino durante 2022. Quizás también en 2023.

La intención es aprovechar el vínculo que ya existe entre Cruzados y el municipio maipucino para que las jugadoras disputen allí sus partidos. "Esa es la idea. Queremos extender el convenio para un trabajo de largo plazo y elaborar un vínculo más robusto desde el modelo deportivo que estamos desarrollando con el fútbol femenino", señaló De Grange.

Todo esto será mientras se construya el nuevo San Carlos, ya que una vez estrenado, las Cruzadas jugarán allí todos los partidos en que hagan de local. "El nuevo estadio tiene en su planificación poder disponer de él para el femenino sin inconvenientes", apuntó la subgerenta de la Franja.

De momento, además del encuentro ante Palestino (F3), la UC jugaría ante Colo Colo (F4) y Audax Italiano (F7) en el Santiago Bueras, ya que el resto de desafíos (frente a Universidad de Concepción y Santiago Morning) los disputará en calidad de visitante.