Jaime García sacó la voz luego de que Hernán Caputto, actual entrenador de Ñublense, lo acusara de tomar alcohol con sus exdirigidos de Chillán. El técnico que salió del equipo en septiembre tuvo una breve respuesta a las palabras del argentino y luego abordó su futuro como DT.

En diálogo con Las Últimas Noticias, García dijo que no hablaría sobre Caputto. “Esa no es mi responsabilidad, no lo voy a hablar, porque estoy preocupado de seguir con mis temas sociales y de mi futuro profesional. Mi mente está en paz y le doy para adelante. Está cerrado y zanjado”, comentó.

Tampoco quiso negar o confirmar la acusación. El entrenador dijo que su relación con los jugadores de Ñublense fue como “la que tiene todo técnico, con varias cosas positivas. Lo que pasa con los jugadores o dentro del camarín son temas de cuatro paredes. Pero mi relación siempre estuvo muy bien”.

“Soy un agradecido de cada plantel que he tenido, porque cada uno me ha dado algo y me ha ido posicionando. Si no le caigo bien a alguien o hice algo malo, cuando me fui, ofrecí disculpas, sobre todo si les hice pasar algo malo. Si la cago, tengo que dar disculpas. En eso no hay problemas. Uno le puede caer bien a todos, pero no por eso tengo que ser malagradecido. Cada balón que corrieron en la altura, en Quito, con Aucas… A mí no se me olvidan esas cosas”, siguió.

“No soy quién para juzgar a nadie. Las cosas las manejo internamente. La tristeza, por lo general, un técnico la vive solo. A veces uno se equivoca. Uno también está expuesto como técnico a vivir cosas muy complicadas. Y a veces, uno se equivoca, sin querer. Entonces trato de ver siempre lo bueno, no ver lo negativo. Si me afecta, lo vivo en mi interna, en mi cabeza, en mi corazón”, dijo.

Jaime García habla de su futuro y del 2024

El exentrenador de Ñublense trató de dejar atrás el incidente con Hernán Caputto, quien fue grabado a la mala por un hincha de club y explotó al ser consultado por el chillanejo. “¿El indisciplinado de García? ¿El que chupaba con los jugadores?”, disparó. García sólo piensa en su futuro.

“Siento que debo seguir para adelante. Y no tengo nada que opinar de nadie, de ningún compañero, porque no corresponde. ¿Para qué? Ya pasó. Cada uno sabe y sabemos. La verdad, estoy súper tranquilo. Quiero seguir dedicado a lo que viene a futuro. Tengo que darle, no más”, aseguró a LUN.

Sobre su próximo paso profesional, comentó que está esperando el término del Campeonato Nacional. “Hay técnicos que están dirigiendo, entonces no puedo pretender algo si están dirigiendo todavía, por el respeto hacia ellos. Creo que la próxima semana se me pueden abrir caminos y dónde vaya lo haré de la mejor forma o igual como lo hice en Ñublense. Me estoy preparando para eso”, dijo.

“Iré donde me sienta feliz de nuevo, donde pueda estar tranquilo para dirigir. Si es en Santiago, maravilloso. Si es en provincia, le voy a poner el mismo empeño y la misma fuerza. Donde esté no se me va a quitar el compromiso con la gente”, cerró el entrenador nacional.

Toda la actualidad del fútbol chileno e internacional en la palma de tu mano. Sigue el grupo de WhatsApp de Redgol y encuéntranos también en Google News.