Tiémoué Bakayoko ha estado en medio de una polémica en los últimos días luego de que se conociera un video en que es detenido con fuerza por la policía italiana. El mediocampista del AC Milan protagonizó un confuso incidente, siendo abordado en plena calle a punta de pistola.

Según explicaron desde las autoridades, la situación se generó luego de que se emitiera una alerta por una pelea con armas. Esto llevó a que se describiera a una persona y un auto similar al que utilizaba el francés, lo que llevó a que fuera interceptado y obligado a bajar de su vehículo.

Si bien el hecho ocurrió a comienzos de julio, no fue hasta el fin de semana que dio la vuelta al mundo. Y pese a que la policía aseguró que actuó de buena manera, incluso con la ayuda del jugador, lo cierto es que el propio afectado respondió con fuerza.

A través de un video en su cuenta de Instagram, Tiémoué Bakayoko habló por primera vez del polémico incidente en las calles de Italia. "Las autoridades del Milán comunicaron hace poco que fue un error de los policías y que se dieron cuenta en su momento", comenzó explicando.

Tras ello, el volante del AC Milan reconoció que se sintió incómodo con el actuar de la policía. "El error es humano, no tengo ningún problema con eso. Pero tengo un problema con la forma y la metodología utilizada".

"Creo que fue más allá de lo que debería. ¿Por qué no hicieron un control adecuado? Pidiendo los papeles del vehículo, simplemente comunicando", agregó.

Tiémoué Bakayoko asegura que el hecho fue mucho más violento

El registro de la detención de Tiémoué Bakayoko en las calles de Italia generó una serie de comentarios en redes sociales. Desde racismo hasta exceso de fuerza fueron parte de las críticas, algo que la autoridad descartó por completo.

Sin embargo, el propio mediocampista francés recalcó que el video no muestra todo. "Es la parte más tranquila de todo lo ocurrido", lanzó.

"Me encontré con la pistola a un metro de mí, en el lado del pasajero de la ventana", detalló con temor. "Es evidente que ponen nuestras vidas en peligro, sean cuales sean sus razones para hacerlo. Fue un error, sabiendo que no había certeza sobre los sospechosos detenidos", cerró.

Por ahora, el hecho ha quedado en nada y más allá de las disculpas del momento, para Tiémoué Bakayoko este será un hecho difícil de olvidar.