Universidad de Chile logró un importante triunfo ante Universidad Católica en Copa Chile, ante casi 15 mil personas que alentaron constantemente a los azules y que resultaron importantes para hacer sentir la localía al elenco cruzado.

Sin embargo hubo un punto negro en el espectáculo realizado en Independencia. Esto porque el juez del encuentro, Nicolás Gamboa, denunció a la barra de los azules por un comportamiento inadecuado en algunos aspectos.

En el informe entregado a la ANFP, Gamboa indicó que "antes y durante el partido se solicitó en reiteradas ocasiones por parlantes a los hinchas del club Universidad de Chile que por favor se bajaran de las rejas  perimetrales, haciendo caso omiso".

También se refirió a que se puso en peligro la integridad de jugadores de la Católica. "Una vez terminado el primer y segundo tiempo, hinchas del club Universidad de Chile saltaron por encima de la reja y se ubicaron arriba del túnel por donde ingresaban los jugadores del club Universidad Católica", manifestó.

Finalmente se refirió al uso de pirotecnia por parte de algunos barristas. "Antes, durante (90+5 minutos) y después del partido se lanzaron fuegos artificiales desde la barra del club Universidad de Chile", consignó.

En este último punto vale recordar que el Tribunal de Disciplina de la ANFP archivó lo que pasó con los fuegos artificiales en el duelo de Colo Colo contra Unión Española en el estadio Monumental, debido a que no cayeron a la cancha.