arrow_downward
MUNDIAL FEMENINO

Cecilia Lagos: "Las periodistas nos identificamos con el esfuerzo y lucha de estas futbolistas"

La profesional radicada en Holanda conversa con Redgol sobre su trabajo en la próxima Copa del Mundo en Francia, la discriminación de las periodistas deportivas, y lo que espera de la Roja.

escrito por
Cristopher Antúnez

Cecilia Lagos es una periodista deportiva que trabajó con éxito en radios y televisión en Chile. Cansada de marcar el paso y en un medio que considera altamente egoísta, decidió partir a Holanda donde se radicó, se abrió puertas y tendrá un papel importante en el próximo mundial femenino, donde será team reporter de FIFA, siguiendo a la selección nacional.

La ex figura de TVN confiesa en su sitio web que "le encanta soñar y hacer sus sueños realidad, no importa lo locos o imposibles que parezcan. Así he conocido personalmente a casi todos mis artistas favoritos (Alan Parsons, Bobby Kimball, Steve Lukather, Leland Sklar) y hasta cené con Brian May y sus asistentes cuando Queen+Paul Rodgers vinieron a Chile el 2008".

Cuéntanos un poco en qué consiste la idea de FIFA de tener reporteros en cada selección femenina

Somos 16 mujeres y 8 hombres, algo que no estaba planificado según lo que nos contaron en la primera reunión en Zurich. Este plan viene desde un piloto que se hizo en la Copa Confederaciones, donde Chile jugó, para luego oficializarlo en la Copa del Mundo en Rusia, donde cada selección tuvo un team reporter y ahora quisieron repetir la experiencia porque les fue muy bien. La idea fue bien recibida por el público, se generó un volumen informativo importante y entonces se repite la experiencia ahora en el Mundial Femenino. La cobertura de los reporteros FIFA se destaca porque vamos a seguir a cada selección con acceso exclusivo al detrás de escena de todo lo que hagan dentro y fuera de la cancha, entonces ese es el valor agregado de la info que entregan los Team Reporters

¿Cómo recibes la responsabilidad que te toca justamente con tu selección?

Es un honor, un tremendo honor, sobre todo porque es el primer mundial al que Chile clasifica. Es un orgullo porque es un mundial y tengo súper claro que estamos en un proceso de visibilización del fútbol femenino, para que no se le siga mirando en menos, que se le dé la importancia y transcendencia que debe tener. Todos concordamos, entre los que estamos trabajando en esto, que este será el mundial femenino más grande y mejor de la historia, entonces tener esa fortuna de participar en este mundial que es tan especial, en el medio de todo este movimiento de visibilización y reivindicación del fútbol femenino, acompañando a una selección que hace tres años no estaba ni siquiera en el ránking FIFA, es un hito. Estar en ese debut y ver cumplir el sueño de todas estas jugadoras que han luchado tanto y que han pasado por tantas dificultades para llegar hasta donde están, es un privilegio. Mostrárselo a la gente y sobre todo a la que está allá en Chile, también.

¿Y en lo profesional?

Significa un montón. Es un reconocimiento a varias cosas que pasé en mi carrera. Obviamente siendo mujer se ha hecho difícil y que la FIFA se fije en una y que te elija para un trabajo tan lindo y tan importante es un tremendo honor. Esta es la oportunidad más linda que he tenido hasta ahora en mi carrera, por lejos. Además el aprendizaje, es algo maravilloso, es estar en el máximo nivel del fútbol mundial y eso lo agradezco desde el fondo de mi corazón y me confirma que venirme a Europa fue lo mejor que pude hacer. Cubrir a Chile es fantástico porque me conecta con el país y también puedo llevar a cabo mi labor de una manera más auténtica porque conozco el vocabulario chileno, entonces es más fácil conectar con la gente que seguirá a la selección.

Hay una fuerte crítica siempre de las jugadoras femeninas respecto al mundo de diferencias que hay con el fútbol masculino, ¿en la prensa es igual?

Sí, por supuesto, es igual. Tenemos que pensar que por el hecho de ser mujeres ya partimos en desventaja para cualquier cosa. Entonces si las jugadoras en los países donde el fútbol femenino está en desarrollo, han pasado por situaciones precarias y penurias económicas y todo por amor al fútbol básicamente, imagínate. En el caso del periodismo deportivo, y en lo que a mí me ha tocado vivir, es discriminación, sexismo, burlas, sarcasmo, insultos, incluso por parte de colegas. Hay algunos que ni siquiera saludan a las periodistas o te explican cómo hacer tu trabajo cuando tú sabes cómo hacerlo. Muchos compañeros me han reconocido que el medio chileno es muy machista. Claro que viví situaciones de desigualdad grandes, desde mi sueldo hasta las oportunidades que no te dan, a menos que te saques la ropa en cámara o estar dispuesta a ser un adorno. Pero cuando realmente tienes experiencia, más en el caso mio que soy mayor, mientras más competencias, más estudios, más idiomas, es como que más se te cierran las puertas. Cuando era más joven pensaba que preparándome más iba a tener más oportunidades, pero no es así en Chile. Sé que le debe pasar a otros profesionales también. Y siendo una mujer preparada vas a tener más problemas en un medio como el periodismo deportivo chileno porque tienes que enfrentarte a que no te consideren como una interlocutora válida, tal como las jugadoras se enfrentan a hombres que dicen que el fútbol femenino "no es fútbol”. Entonces cuando escuchan que una mujer habla de fútbol de forma seria, algunos tratan por todos los medios de bajarte. Me pasó en paneles con colegas que me aportillaban y me interrumpían todo lo que decía.  Otros no, había hombres apañadores y abiertos que se dan cuenta de la calidad profesional de uno y entonces de acuerdo a eso te tratan como corresponde, pero de ahí a ganar lo mismo o que te pongan a la par, olvídate. Decidí irme a Europa y se me han abierto las puertas porque acá es todo lo contrario. No te conocen, pero en cuanto te presentas, ven tu trayectoria, tus capacidades y te consideran una par, el trato es igualitario y mucho más abierto. Hay un desarrollo importante del periodismo deportivo y el deporte femenino. Acá ves señoras de 50 años conduciendo programas deportivos en la BBC. No importa el físico, sino la capacidad. Es un alivio estar acá porque tengo la certeza que, con las competencias que tengo, sólo debo golpear las puertas correctas y se abren. En Chile uno se cansa porque hay que luchar contra el machismo, el chaqueteo, la envidia, el círculo de amigos, es agotador. Acá es más justo y más evolucionado el tema.

En Chile hay gran expectación por el mundial femenino, ¿Cuál ha sido el aporte del periodismo deportivo femenino en este auge?

De partida, el mérito lo tiene la selección femenina porque después de años de luchar, son ellas las que con su esfuerzo le han hecho inevitable a la prensa la cobertura. Ellas se han plantado con resultados y a la prensa se le ha hecho imposible hacer vista gorda. Tú y yo sabemos que, por mucho tiempo, ningún editor quiso cubrir fútbol femenino porque “no vende” y eso no es cierto. Genera muchísimo interés, pero a ellos no les gusta no más. En las oficinas de redacción no les gusta. Siento también que los hombres se deshacen de las mujeres mandándolas a cubrir el fútbol femenino, es como "nos ahorran una lata a nosotros hombres de cubrir el fútbol de mujeres”.  Esa polarización no me gusta, pero siento que como mujer las periodistas nos identificamos con el esfuerzo y lucha de estas futbolistas y lo cubrimos con esa conciencia. Yo lo siento un deber moral, es súper importante apoyar el fútbol femenino y su desarrollo, y claro, es importante porque mientras más periodistas deportivas haya, le damos volumen a esa cobertura y entre todas hacemos una voz que se haga escuchar más. Ojo, no digo que todos los hombres rechacen a las periodistas deportivas o al fútbol femenino, pero claramente es un problema dominante, si no, no nos costaría tanto, no lo estaríamos hablando ahora y el fútbol femenino tendría otra posición.

¿Cómo le va a ir a la selección en Francia? ¿Qué jugadora puede ser figura?

Hay que ser realistas y a esta selección en su primer mundial no le puedes pedir que sea campeón del mundo. Este es el primer paso, la piedra fundacional para el desarrollo y un cambio, un punto de no retorno de la invisibilidad y el amauterismo en el que estaba. Respecto de eso, como experiencia mundialista, todo va a ser un aprendizaje y en ese sentido, de acuerdo a lo que han mostrado, lo realista sería esperar que peleen uno de los mejores terceros lugares con Tailandia para pasar a octavos de final. Es el deseo de ellas y me encantaría que pase. Yo sólo veo que el técnico José Letelier se preparó con rivales de altísimo nivel, ahí la ANFP estuvo muy bien, pero tuvo muchas jugadoras lesionadas en el proceso y le ha costado mucho tener un 11. Ahora con las 23 ya nominadas, esperemos que también con el regreso de Carla Guerrero en algún partido, la cosa cambie. Si me preguntas por figuras, por el año que ha tenido, Tiane Endler, y espero también que luzcan Karen Araya y Francisca Lara. Son dos jugadorazas de tremendo fútbol y ojalá los rivales les permitan lucirse, porque vienen de muy buenas temporadas.

Temas

Comentarios


Lee También