Porque no hay plazo que no se cumpla, este viernes 7 de junio se podrá presentar una vez más un nuevo intento de retiro de fondos previsionales.

Esta vez corresponde a su intento número 7 y buscará enfrentar mano a mano los proyectos de la diputada Pamela Jiles y del diputado Enrique Lee, que si bien cuentan con algunas similitudes, también presentan destacadas diferencias.

Conoce cuánto dinero podrás solicitar en los proyectos de séptimo retiro de AFP y de qué se tratan.

¿Cuánto dinero podría sacar en los proyectos de séptimo retiro de AFP que hay en el Congreso?

Séptimo retiro de AFP: Diputada Pamela Jiles

La diputada del Partido Humanista (PH), Pamela Jiles, confirmó que insistirá en un nuevo proyecto relacionado con los fondos de las AFP.

Billetes

Billetes

Es importante recordar que actualmente está vigente la propuesta del Gobierno sobre el autopréstamo de fondos de AFP, que forma parte de la Reforma Previsional. Sin embargo, esta propuesta presenta ciertas diferencias con respecto a las conocidas iniciativas de retiro de fondos.

Se trataría de un retiro del 10% de los fondos previsionales sin la necesidad de restituirlos, como ocurre con el autopréstamo presentado por el Gobierno. “El 7 de junio, día de la buena suerte, se cumple la veda inventada por (Mario) Marcel para impedir los retiros de fondos previsionales y ese mismo día entonces empieza la cuenta regresiva para lograr la tramitación de un nuevo retiro”, comentó la parlamentaria.

Séptimo retiro de AFP: Diputado Enrique Lee

Existe otro proyecto del diputado Enrique Lee que plantea la posibilidad de que los trabajadores puedan retirar un 15% de sus fondos AFP para libre disponibilidad.

Además, hay un proyecto complementario que permitiría el retiro de un máximo del 50% solo si el destino de este retiro es la adquisición de la primera vivienda.

Vivienda

Vivienda

No son los únicos proyectos de retiro de fondos de AFP

Los parlamentarios Roberto Arroyo y Ricardo Fuentes también anunciaron una iniciativa que busca el retiro total o parcial de los ahorros para solventar gastos de enfermedades catastróficas que podrían estar afectando al cotizante o a sus familiares directos.

Por otro lado, también buscaría cubrir morosidades de créditos hipotecarios durante algún periodo de cesantía.