Una historia con gloria y dolor fue la que protagonizó el golfista chileno Guillermo Pereira en la cuarta jornada y final del golf en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. El representante nacional rozó la medalla de bronce, pero debió conformarse con el cuarto lugar.

Luego de romper todos los pronósticos y con el apoyo de miles de chilenos que madrugaron para seguir su actuación en el Kasumigaseki Country Club. El representante nacional tuvo una brillante jornada de -4 que le permitió igualar en el tercer lugar con otros seis participantes.

Por esta razón, Pereira definió la medalla de bronce en un desempate en el que rozó la gloria. Sostuvo el par en el hoyo 18, luego acarició el birdie en el 10 y lo del 11 fue épico: la pelota rodeó el hoyo, entró y salió, para impedir la consagración de Mito.

La escena quedará inscrita entre las imágenes más legendarias que ha dejado el deporte chileno en los Juegos Olímpicos, ya que el taipeiano Pan Cheng-tsung aprovecho la chance y se quedó con el desempate ante la desafortunada acción del nacional.

De todas formas, la participación de Pereira se inscribe entre lo mejor de la delegación chilena en Tokio 2020, con un meritorio cuarto lugar con registro de -15. Recordar que sólo un golpe abajo quedó Joaquín Niemann, quien compartió la décima posición.

Cabe señalar que la medalla de oro se la llevó el consistente representante de Estados Unidos Xander Schauffele (-18), seguido por el mejor de la última jornada, el eslovaco Rory Sabbatini (-17)

Mito Pereira timbra de esa manera una extraordinaria temporada, que le permitirá convertirse en el segundo chileno que participará del próximo PGA Tour a los 26 años. Consiguió los tres títulos necesarios para arrimarse a la categoría de elite del golf mundial.