En Universidad de Chile son todas sonrisas por la campaña que está haciendo Esteban Valencia desde que reemplazó a Rafael Dudamel y por la consagración de jugadores jóvenes que brillan con luces propias en el primer equipo de la U.

Uno de ellos es Marcelo Morales, jugador de 18 años que tuvo la tremenda responsabilidad de suplir la partida de Jean Beausejour y que semana a semana se llena de elogios por su juego.

"Agradecer al equipo, que siempre me ha apoyado. A la gente que me ayuda y tira buenas vibras. Tengo mucho más por mejorar, para seguir creciendo como jugador. Debo seguir trabajando.", afirmó el Chelo luego de la victoria azul ante O'Higgins.

Respecto al partido, el defensor aseguró que fue "un partido y una cancha difícil, salimos relajados. Sabíamos que hicimos un buen partido con la Católica y lo reflejaríamos hoy. Hace tiempo la U no estaba puntero, habrá que celebrar con los compañeros".

Morales destaca a Esteban Valencia y lo hace responsable de la mejoría del rendimiento azul. "La confianza que nos entrega el profe, nuestros compañeros, con entrenamientos dinámicos y alegres. Nos dio la confianza que en algún momento nos faltó. El esquema nos ayuda a los laterales, a proyectarnos y ganar línea de fondo. Con el Yoni (Andía) lo hemos hecho bien", comentó.

Para el final, el joven lateral contó que "no ha sido una buena semana para mí y mi familia, perdimos a nuestro tío, pero él me está cuidando desde arriba y dando fuerza para seguir adelante.