Un difícil duelo tendrá Cobreloa en la jornada de mañana bajo la dirección del técnico Héctor Almandoz, ya que tendrán que recibir como colistas de la Primera B a Unión San Felipe, en un duelo que se jugará en el estadio Zorros del Desierto.

Momento bastante complicado para la institución loína que vio partir a Rodrigo Meléndez de la dirección técnica y ahora, de la mano del argentino, buscará levantar a un plantel desmoronado por ir en el último puesto.

"Creo que estar abajo es una situación incómoda para el futbolista y para todos nosotros. Estar último es lo que nosotros no pretendemos y no queremos. Me duele ver a Cobreloa tan abajo. Es triste, lo digo de corazón y lo que nos queda es salir de allá con mucho trabajo, decisión, entusiasmo y sabiendo que hay material. Hay que tratar de mentalizar que mañana tenemos el primer partido para crear el nuevo Cobreloa, una nueva historia. No lo vamos a cambiar del día a la noche, lleva días de trabajo, pero no tengo dudas de que podemos llevar al club lo más arriba posible, porque los vi, los vi bajoneados", comenta el técnico Héctor Almandoz.

 

Es por esto mismo, que en la previa del encuentro ante San Felipe el entrenador manifiesta lo que pretende mostrar en su primer partido en Calama, con sus hinchas, donde espera que poco a poco el plantel vaya mostrando otra cara para sacar a Cobreloa desde la mala posición en que se encuentra. 


"Nosotros vamos a ver un Cobreloa protagonista, agresivo, con carácter. Son las tres cosas más importantes que traté de transmitir a este plantel y son cosas en las cuales me gusta que mis equipos tengan dentro del campo. Con mi cuerpo técnico trabajamos eso día a día, para encontrar esas virtudes, que las vamos a seguir potenciando, porque no las vamos a encontrar de un día para otro, pero veremos muchos pasajes del partido donde verán este equipo", destaca el nuevo entrenador loíno.

En la semana de entrenamiento Almandoz hizo una evaluación de su plantel, donde pudo notar con su cuerpo técnico los aspectos más importantes a trabajar durante su gestión, donde quiere un equipo confianza de que puede salir del mal momento, pero no quiere que jueguen con desesperación si las cosas no salen.

"Me parece que lo que tenemos que volver a retomar es la confianza del plantel, del futbolista. El que crea debe volver a creer, es lo que he manifestado desde que llegué en cada día de entrenamiento. San Felipe lo tenemos cerca y lo podríamos pasar. Nos jugamos mucho mañana, es un partido muy importante, pero no hay que tener desesperación, tener calma, seguridad y ser ordenados. Un equipo que intente jugar junto, no sólo en ataque, en defensa también y no darles espacios para que ellos intenten lastimarnos. Desesperación no, tiene que haber mucho ímpetu, carácter y personalidad, son palabras que me van a escuchar mucho porque es lo que pretendo de mis equipos", finaliza.