La opción que apareció esta semana de que la Universidad de Chile pueda construir su estadio en la comuna de Cerrillos entusiasmó a muchos hinchas azules, quienes se imaginan jugando los clásicos y la Copa Libertadores en su propio reducto, con 30 mil fanáticos bullangueros.

Por lo mismo el presidente de la U, Michael Clark, señaló que se está avanzando en esta materia. Y que si bien recién salió a la luz el tema, llevan seis meses de trabajo silencioso para poder concretar el sueño de muchos hinchas.

"Hemos llevado adelante un trabajo muy arduo en los últimos seis meses para mostrar un proyecto sólido que permita convencer, a todos quienes dirigen comunas en donde tenemos posibilidades de revisar el proyecto, de las ventajas que significa tener un recinto como el que imaginamos allí. Y hemos tenido una acogida increíble, que es el primer paso para poder pensar en esto", comentó en entrevista con La Tercera, donde indicó que este trabajo es "sin hacer ruido, porque solo haremos los anuncios que correspondan cuando tengamos cosas concretas".

De todas maneras aterriza el entusiasmo. "Como hincha de la U me he ilusionado muchas veces con la construcción de un estadio y yo no quiero ilusionar a nadie con esto todavía. Pero se han conocido ya ciertas informaciones que dan cuenta de nuestros intentos por comenzar a diseñar un proyecto sobre la materia", añadió.

El dirigente azul agregó que "no queremos caer en errores del pasado, donde se anunciaron terrenos y hasta se presentaron maquetas de posibles estadios. No vamos a jugar con la ilusión de los hinchas, porque sabemos lo que se siente".

Sobre la opción de construirlo en Cerrillos, manifestó que "tal como ha reconocido la alcaldesa de esa comuna, se ha conversado con ella. Y hemos tenido una excelente recepción de parte de ella. También hemos conversado con otras comunas y con otros alcaldes y alcaldesas".

Finalmente, se refirió a la forma de financiamiento de un proyecto gigantesco. "Todos los proyectos que el club lleve adelante se financiarán de la misma forma, con gestión primeramente y, si ello no es suficiente, mediante los aumentos de capital que resulten necesarios".