Las polémicas del clásico universitario: Tobar se comió tres penales y no anuló el gol viciado de Pinilla

El árbitro nacional tuvo un desempeño bajísimo en el duelo entre la Católica y la U, dejando pasar acciones tanto para los locales como la vista que pudieron modificar el resultado final. 

Que el arbitraje chileno no pasa por su mejor momento no es una frase nueva, y Roberto Tobar lo ratificó este domingo con un polémico desempeño como juez del clásico universitario 186 protagonizado por la UC y la U en San Carlos por la fecha 13 del Torneo Nacional.

Tobar se comió tres penales y el gol del empate de los azules, cobros que a la postre pudieron modificar el 1-1 por un resultado más favorable tanto para los locales como para la visita.

Ya en los 18’ la U envió un centro al área que generó peligro en el arco de la Católica, Benjamín Kuscevic cargó y bajó a Isaac Díaz, que quedó en el suelo reclamando la infracción no cobrada.

Ya en el segundo tiempo y con la Católica en ventaja con el golazo de Buonanotte, Kuscevic aportaría otra más a la polémica al frenar en el área un balón con la mano al momento de ir al suelo para cubrir un ataque de los azules.

A los 65’ Mauricio Pinilla igualó para los azules en jugada viciada. Nicolás Guerra abrió para Jean Beausejour, el lateral zurdo apareció en fuera de juego y adelantado sacó el centro para la chilenita del atacante, sin que el árbitro o su asistente advirtieran la invalidez del tanto.

El último error de Tobar llegó a los 76’; Andrés Vilches remató furioso buscando el arco defendido por De Paul, pero Alejandro Contreras metió la mano desatando la furia de José Pedro Fuenzalida, quien fue amonestado por reclamar el claro penal no cobrado.

Foto: Agencia UNO

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

La Pizarra de RedGol junto al profe John Armijo