Ñublense fue pifiado por su público por pactar un empate contra Copiapó para salvarse del descenso

El público asistió en gran cantidad al Nelson Oyarzún, pero se fue decepcionado con la actitud de los jugadores.

Ñublense llegó a la última fecha complicado con el descenso, de hecho, una victoria de Arica frente a Wanderers los hubiera mandado directo a la Segunda División.

Sin embargo, los chillanejos especularon como locales frente a Copiapó y terminaron empatando 1-1. Finalmente, se salvaron debido a la igualdad del equipo de Clavito Godoy, pero se llevaron las pifias de su público por no arriesgar al final del encuentro.

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

Socios del Desierto, y la actualidad de Cobreloa