Sergio Romero se aburrió de que lo agarraran para el leseo y cambió su Fiat 500 por un Lamborghini

Hace unos meses el diario inglés The Sun se burló del arquero escribiendo que “llega al entrenamiento apretado en su pequeño auto”. "Chiquito" les tapó la boca con sus dos nuevas joyas.

Cuando aparecieron las fotos del arquero argentino que mide 1,92 a bordo de su Fiat 500, muchos se preguntaron el por qué había elegido un auto tan económico y pequeño. Era extraño, ya que estamos acostumbrados a ver a las estrellas del fútbol en los autos más caros del planeta.

Al diario inglés The Sun también le llamó la atención y le dedicó una nota con un tono bastante sarcástico a Romero. En ella se leía que “el arquero del United llega al entrenamiento en Carrington apretado en su pequeño Fiat 500 Abarth”. Además, publicaron una galería donde comparaban al "humilde" Fiat 500 con los autos de lujo en los que llegaban sus compañeros a entrenar.

Al ex arquero de Racing al parecer no le cayeron nada de bien estas burlas y decidió cambiar su económico automóvil por dos autos de lujo. Así lo muestra la publicación del mismo medio británico que anteriormente se había reído de él.

“Chiquito” decidió tapar bocas, y llegó al campo deportivo ubicado en Carrington en un lujoso Lamborghini blanco, luego de convertirse en campeón de la Copa de la Liga de Inglaterra el fin de semana pasado. Así, el arquero cambió su Fiat 500 de poco más de 13 millones de pesos por uno de 131 millones. Además, el medio también publicó una foto en su nueva camioneta Audi Q5 blanca.

Quizás estos fueron los regalos que se hizo Sergio Romero para su cumpleaños número 30, que festejó la semana pasada.

Imágenes: Diario The Sun

RedGol recomienda

RedGol recomienda

Revive el último capítulo de #RedGolAlDia