Al nuevo goleador de Boca le regalaron un trébol antimufa y anotó ¡tres goles!: de taco, desde 35 metros y de cabeza

Initialize ads

Insólito: Darío Benedetto no había hecho goles en Primera por Boca Juniors, hasta que ayer unas hinchas le regalaron una hojita para la suerte. Y fue el mejor partido de toda su vida, hasta con una asistencia de taco: Boca 4, Quilmes 1.

Con solo 26 años y pasado en el fútbol mexicano, el argentino Darío Benedetto volvió a Argentina para cumplir el sueño de jugar por Boca Juniors. Sin embargo, después de seis partidos en Primera, el delantero no había podido marcar y el tema ya lo tenía medio tostado. Pero llegaría su día.

Antes del encuentro con Quilmes de ayer, el ariete recibió el saludo de unas hinchas, que le regalaron un trébol de cuatro hojas. "A ver si con esto la podés meter", le dijo la señora. "Lo guardaré en el botín", prometió Benedetto.

Y la suerte se dio vuelta. Benedetto fue la figura ante Quilmes con tres anotaciones, una de taco, otra desde 35 metros del arco y la tercera de cabeza, y además habilitó, nuevamente de taco, el gol de Centurión que completó un marcador expresivo de 4 a 1.

Foto: Captua

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

Columnistas Redgol