Chile uno a uno: la Argentina de Martino le dio una clase táctica al desorientado Chile de Pizzi

El partido lo ganó la Albiceleste en el mediocampo, donde Fernández, Mascherano y Banega se hicieron insufribles para Aránguiz, Díaz y Vidal. A partir de ahí, provocar errores, salir rápido y facturar ante un equipo que no se creó prácticamente nada en ofensiva.

Claudio Bravo: Débil respuesta en el primer gol, donde el balón entró por el primer palo. En el segundo se vio algo molestado por Mauricio Isla, pero no actuó con la rapidez acostumbrada. Ya en la tercera, donde lo tomó Érik Lamela con un bombazo, sí alcanzó a responder.

Mauricio Isla: Ángel Di María hizo lo que quiso con él y cuando Gerardo Martino le envió a Nicolás Gaitán al final del primer tiempo por su lado, le hizo un favor. Débil en la marca de Éver Banega, que no es precisamente un habilidoso, en la jugada del segundo gol.

Gary Medel: El más correcto de un opaco Chile. Se mostró sereno para resolver y arregló una contra peligrosa de Argentina cuando quedaron todos botados luego de que la perdiera Alexis arriba.

Gonzalo Jara: Tuvo un error muy grave, que fue cuando le tiró un pelotazo a Gary Medel con Gonzalo Higuaín merodeando. Luego no tuvo mayor participación y resolvió simple cuando le tocó actuar.

Eugenio Mena: Alcanzó a molestar bien a Nicolás Gaitán en el cabezazo que dio en el travesaño, aunque de todas formas perdió el duelo. No fue factor yéndose en ofensiva y terminó lesionado.

Charles Aránguiz: Su peor partido por Chile desde que tiene la calidad de jugador clave. Los dos goles de Argentina salieron de dos errores suyos en la salida. Y arriba muy poco participativo.

Marcelo Díaz: Se vio constantemente ahogado por Fernández, Mascherano y Banega, que se alternaron para taponearlo y no dejarlo actuar, lo que lo llevó a errores. Cuando tuvo espacio, tocó de primera para Vidal, éste para Alexis y Chile se creó la más clara en el primer tiempo que tapó Chiquito Romero, pero nunca logró salir de ese cerrojo.

Arturo Vidal: Errático, brioso, pero a ratos hiperventilado. Perdió un balón saliendo a los dos minutos que significó un travesaño de Gaitán. Cuando se calmó, logró combinar algo en ofensiva para Chile, pero fue muy poco.

Alexis Sánchez: Por ese afán de quedarse más de lo debido con el balón terminó regalando una contra peligrosísima. Se vio tremendamente desesperado al estar “encajonado” por derecha, queriendo buscar fútbol más abajo de manera insistente.

Eduardo Vargas: Desasistido absolutamente, no logró gravitar y lo más notorio que hizo fue una recuperación de balón muy cerca del área de Claudio Bravo. Salió frustrado.

Jean Beausejour: No le pudo ganar ningún duelo a Gabriel Mercado. Excesivamente preocupado de las subidas del lateral Albiceleste y cuando pasó a la zona de la zaga, el partido ya estaba decidido.

(53') Fabián Orellana: Tuvo una volea que empalmó mal y nada más, salvo irse a los pechazos con un rival. Bajo.

(67') Mauricio Pinilla: Entró para cazar algún pelotazo aéreo que no llegó. Náufrago.

(81') José Pedro Fuenzalida: Cerró en exceso en una contra lo que le regaló toda el área a un Marcos Rojo que se lo perdió porque se vio muy solo. Luego tuvo el gol del honor al ir a buscar un balonazo aéreo y eso en algo maquilló el resultado.

DT Juan Antonio Pizzi: Gerardo Martino lo superó absolutamente en la táctica. Fernández, Mascherano y Banega se escalonaban para caerle al mediocampo de Chile y nunca supo cómo resolver ese entuerto. Con los cambios se vieron pocas ideas, apostando por algún pelotazo que llegó cuando Argentina ya estaba distraída y celebrando la victoria. Preocupante desempeño de su equipo y lo más bajo que ha mostrado en partidos oficiales desde asumió. El bálsamo que significó el gran primer tiempo en el amistoso ante México se perdió con este paso en falso y es preciso enmendar el rumbo.

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

La Pizarra de RedGol junto al profe John Armijo