Una vergüenza: Martín Rodríguez le negó tres veces una entrevista al histórico Leonardo Véliz. "Es una marioneta"

El ìdolo del Cacique, tricampeón nacional y ex finalista de Copa Libertadores, contó en La Tercera cómo fue la odisea infructuosa de querer entrevistar al nuevo jugador de Cruz Azul.

Es sabido que los futbolistas actuales se escudan en el silencio. Que prefieren dejar sus opiniones para el Instagram y tratar de abrir cada vez menos la boca. Pero lo que le hizo Martín Rodríguez a un histórico como Leonardo Véliz roza con la ordinariez. El mismo Pollo relató en el diario La Tercera cómo fue su misión imposible de hablar, de puntero a puntero, con el Tin.

Véliz fue tricampeón con Colo-Colo (cuando los campeonatos duraban un año) y además integró el gran plantel que alcanzó la final de la Copa Libertadores. Luego reverdeció laureles con Unión Española para hacerle el moñito a una carrera donde además estuvo en el Mundial de 1974. Ídolo. Pero Rodríguez lo negó tres veces cuando quiso entrevistarlo para el diario nacional .

En un enervante relato, quien además fuera seleccionador Sub 17 y Sub 20 en Copas del Mundo contó las evasivas del jugador que partirá a Cruz Azul. " Es que… No me gusta hablar antes de la final de Copa Chile. Después del partido hablamos, el jueves" , dijo antes del juego con Everton. Luego le volvió a insistir. "No va a poder ser… No me gusta hablar. No… Mejor que no. No me gusta dar entrevistas", aseguró Rodríguez.

Hasta que Véliz se encontró de frente con el jugador, en avenida Providencia. "Soy Leonardo Véliz, el de la conversación que me negaste", le dijo. Pero Martín agachó la cabeza y esperó que uno de sus representantes hablara con él. "Es que a Martín no le gusta dar entrevistas" , le dijo al mundialista chileno.

El Pollo dejó su reflexión más dura para el final. " Observo un Martín de madera con unos hilos moviendo sus brazos y piernas. Una marioneta como muchos talentos de mentes no educadas. ¿Culpables? De ninguna manera. ¿Están en manos hábiles? Sí, pero indiferentes por su desarrollo integral. Sus pies son importantes, claro. ¿Y la cabeza? ¡No pues. Es peligroso que piense, amigo!", le recomendó.

Fotos: Agencia Uno

RedGol recomienda

Más noticias de tu interés

RedGol recomienda

La Pizarra de RedGol junto al profe John Armijo